Consejos para lucir tus complementos

Los complementos son una de las mejores formas de complementar cualquier outfit, especialmente cuando se opta por ir con unos básicos. Seguro que en muchas ocasiones habrás tenido la oportunidad de seleccionar entre tu gran cantidad de complementos para mejorar tu estilismo, pero… ¿lo has estado haciendo bien?

mujer-con-complementos

Pañuelos, pulseras, bolsos, pendientes… todo es susceptible de poder lucirlo mejor para así resaltar tu cuerpo, tu belleza, evitar que se fijen en determinadas zonas, tú eres quien puede hacer eso. Además, son una de las formas más rápidas y económicas de poder actualizar determinada estilismo, especialmente cuando se lleva un vestido básico, por ejemplo.

Consejos para el uso de los complementos

Es muy importante no volverse loca y ponerse demasiados complementos con un estilismo, porque se pelearán entre ellos por captar la atención y además, puede que no queden demasiado bien juntos. En las manos solemos usar reloj y anillos, los cuales están demasiado juntos. Por eso, lo aconsejable es utilizar anillos que no sean demasiado gruesos o grandes porque la mano iría demasiado recargada. La intención es ir con ellos de forma armónica y no arruinar el estilo.

Si eres de las que les gusta utilizar collares maxi o demasiado largos, es recomendable no combinarlos también con cinturones maxi, como los que se llevan actualmente. Visualmente no queda bien, por eso, lo mejor es elegir solo uno de los dos.

¿A qué complemento debemos dar protagonismo? Siempre debe haber uno que lleve todo el peso y otros que le acompañen pero que no pueden robarle el protagonismo. Debes elegir correctamente y no ponerte muchos para no parecer un árbol de Navidad. Procura que sea uno el que lleva todo el peso y el resto que no destaquen demasiado,

Si creías que el layering solo se podía hacer con ropa, estás equivocada, también puede hacerse con los complementos. Puedes mezclar diferentes collares, anillos y pulseras, por ejemplo, consiguiendo un original efecto visual, pero más aún si decides apostar por estos accesorios con diferentes largos, formas y tamaños y si quieres algo menos llamativo, siempre puedes ponerte capas, pero con complementos más básicos.

Para finalizar, si eres de las chicas a las que no te gustan demasiado los accesorios, siempre puedes optar por aquellos que son más básicos y añadir solo uno que sea un poco más llamativo. Con ello evitarás que tu outfit sea completamente básico y no irás recargada en ningún momento.